Imágenes y crónica de una Gala Benéfica para el recuerdo

Por fin, y a la espera del vídeo de todo el acto, ya podemos hacer público este reportaje fotográfico de nuestra Gala Benéfica 14º Aniiverario de la que ya hemos avanzado varias noticias: lo publicado en Heraldo de Aragón por Alejandro Toquero y Ana Esteban,el avance fotográfico y la específica de la entrega de las Distinciones 2023.

Cuando parecía que se acababa la parte protocolaria, conseguimos hacerle un homenaje sorpresa a alguien que pensaba que estaba allí solo para hacer de Maestro de Ceremonias. Alguien muy especial para nosotros, y al que le acompañaron en el escenario  muchos de los que le quieren y admiran. Una de esas personas que siempre están ahí, tanto en los buenos como en los malos momentos. Con una gran calidad humana y capacidad de atracción, siempre generoso y que, como dijo Luis Cebrián en un encuentro poético musical bastante peculiar, puede presumir de algo que no todo el mundo puede: “Mi patrimonio son las personas”. Con gran talento profesional, siempre dispuesto para nuestra causa y para otras similares, incluso cuando le ha supuesto perder algún trabajo o mucho tiempo. Alguien al que es difícil devolverle todo lo que regala a manos llenas. Y el destinatario de todo esto no fue otro que Luis Cebrián.

Tras ese momento tan especial, y mientras la Orquesta de Cuerda de la EMMD de Zaragoza hacía los últimos preparativo, el gran Mario Cobretti hacía disfrutar a todos los asistentes con una pequeña actuación de magia y humor.

Y, por fin, comenzaba un impresionante concierto que no dejó indiferente a nadie. Durante más de una hora, la Orquesta de Cuerda de la Escuela Municipal de Música y Danza de Zaragoza, dirigida magistralmente por Adoración Sánchez, deleitó a todos los asistentes con un fantástico repertorio: Paladio, Legend of Dark Mountain, Aragon Dances, Mytthos, Gaunlet, Conquistador y una selección de los Miserables.

Tras ese bloque, que fue respondido con el público con grandes ovaciones, aparecía entre el público una de las grandes voces que tenemos en Aragón, como es Elaine de Valero que, con el acompañamiento al piano de Jesús Ortiz y Noelia Gracia a la viola interpretó Over the Rainbow y Alfonsina y el mar. Y luego ya, de nuevo con toda las orquesta, interpretó el Con Te Partiró más bonito de los que se recuerdan en nuestra tierra.

Y cuando parecía que era imposible superar lo vivido, Adoración Sánchez, sin preparación y por sorpresa, llamó al escenario a Julia González que, al frente de la batería, acompañó a la orquesta en la interpretación del Viva la Vida de Cold Play a la que le sucedió una ovación de gala para todos que siempre guardarán en sus corazones.

Cloks, también de Cold Play, tras la entrega por parte de nuestra entidad de un recuerdo a la Orquesta  cerró esta fantástica noche de la que pronto compartiremos el vídeo completo y los agradecimientos a todos los que la hicieron posible en unos días.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies